siete consejos para adquirir el mejor jergón para ti

Si piensas en adquirir un jergón nuevo es una resolución que no debes tomar a la ligera. En verdad, debes pensarla realmente bien pues tu reposo y salud física y mental están en juego. De ahí que, no te pierdas estos consejos para adquirir el mejor jergón para ti.

Un jergón de calidad cuesta bastante dinero, mas has de saber que un jergón cómodo y que se adapte te favorecerá y te aportará grandes horas de reposo.

1. Conoce tu talla

No debe ser un jergón del mismo tamaño al que estás habituado puede ser más grande si eso es más cómodo para ti. Busca la medida que se adapte a ti, a tus necesidades y al espacio que tienes libre en la estancia.

– patrocinador –

Si bien más grande no significa mejor, puedes decantarse por uno más pequeño mas que tenga buenas peculiaridades. Piensa en tu modo de vida ya antes de salir a adquirirlo.

dos. Prueba ya antes de adquirir

Ya antes de adquirir un jergón es mejor que lo pruebes en una tienda física. Túmbate en él y medita de qué forma te sientes y de qué forma escultura cuerpo. Deberás estirarte totalmente y ponerte en la situación que prefieres para dormir cada noche.

Dedica diez minutos para poder probar de qué forma te sientes y saber si ese jergón es bueno para ti o bien no. Si deseas adquirir el jergón por la red te recomendamos que asistas a una tienda física que tenga ese modelo que te resulta de interés y lo pruebes.

tres. Pregunta por la política de devolución

Adquiere un jergón que tenga un tiempo de prueba y que si no estás satisfecho puedas devolverlo sencillamente y sin recargos. Quizás en la tienda te pareció cómodo mas tras una semana de empleo te percatas de que no es para ti.

Lo común es que te dejen treinta días para probarlo. Si el que te resulta de interés no te dan estas comodidades, entonces es mejor que procures otra alternativa con otra empresa más flexible en estos términos.

cuatro. Busca la solidez conveniente

Existen diferentes géneros de solidez en el jergón, dependiendo sobre todo de de qué manera esté fabricado. No es exactamente lo mismo un jergón de muelles que totalmente viscoelástico y esto debes tenerlo presente.

De ahí que, mira bien de qué está fabricado ya antes de adquirirlo. Ciertos fabricantes clasifican sus jergones por solidez utilizando una descripción verbal simple: suave, medio, firme; al paso que otros ofrecen un sistema de calificación más elaborado mediante puntuación numérica. De ahí que, como cada fabricante puede tener su escala de solidez vas a deber probarlo.

cinco. Ten presente la almohada

La almohada es una parte esencial del jergón y no debes dejarlo a un lado, debes elegir cuál es la que mejor puede ir para tu reposo, teniendo presente tus cervicales. Del mismo modo que el jergón es buena idea que lo pruebes.

Las almohadas que son demasiado blandas o bien finas no acostumbran a ser una buena opción. Las que son viscoelásticas que se amoldan a tu cabeza y su peso, pueden ser las mejores. Elige aquellas que te ofrezcan ergonomía.

seis. Qué opciones tienes

Existen múltiples géneros de jergones mas los más frecuentes son:

  • Los que tienen muelles internos
  • Aquellos que tienen espuma viscoelástica
  • De espuma látex
  • Híbridos (combinan los precedentes)
  • De aire

Cada género de jergón tiene inconvenientes y ventajas, con lo que es una gran idea familiarizarse con ellos ya antes de ir a la tienda. A fin de que lo comprendas mejor:

  • Muelles: son más asequibles y tienen buen soporte y solidez. Si bien no duran mucho.
  • Espuma viscoelástica: son más costosos mas se amoldan a tu cuerpo.
  • Espuma látex. Se semejan a los de espuma que tienen memoria mas es más flexible. Tienen rebote y son bastante cómodos.
  • Híbridos: tienen muelles y su capa externa es de espuma.
  • De aire: los jergones de aire sedes personalizarlos mas no son tan cómodos y son bastante más costosos.

siete. Piensa en tu presupuesto

Si bien ya vas a saber que los jergones no son económicos, es esencial que pienses en el presupuesto que tienes hoy en día para poder gastar en este género de productos. Debes tener muy presente que es una inversión para tu salud tanto física como mentalmente. Si puedes pagarlo a plazos es una alternativa interesante, mas jamás pagues más de lo que puedas gastar.

Vale la pena que inviertas mas que tampoco te quedes en la ruina. Considera que pasarás una tercera parte de tu vida en el jergón con lo que es esencial que elijas el que verdaderamente te vaya bien. Ahorra en otras cosas superfluas de tu vida y también invierte más en la salud de tu reposo.

Ahora que bien sabes ciertos consejos más esenciales para poder elegir un buen jergón, solo debes salir a procurarlo. Ve a una tienda física y prueba el que más te llame la atención. Recuerda que no debes jugar con tu salud, ¡tu reposo es esencial en tu vida!

– patrocinador –

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *