Pymes: de qué manera subsistir de forma exitosa actualmente. Las claves

En el presente artículo trataré los desafíos y retos de las pequeñas y medianas empresas hoy en día.

O bien dicho de otra forma: ¿qué debe hacer una pequeña empresa (una microempresa) o bien una mediana empresa para triunfar en el planeta en que vivimos?

Para delimitar de qué charlamos, por pequeñas y medianas empresas o bien Pymes se comprende (aproximadamente, pues depende de cada país):

  • Empresas con menos de diez trabajadores,
  • Que tengan activos por importe inferior a 1.000.000 €,
  • Y cuyo volumen de negocio anual sea inferior a los dos.000.000 €.

Como semejantes, las pequeñas y medianas empresas presentan inconvenientes, de la misma manera que toda persona o bien organización, claro. Mas asimismo es verdad que ante cada reto brota una ocasión de solución.

Por servirnos de un ejemplo, si el dueño se implica demasiado, cosa que ocurre en las pequeñas y medianas empresas, brota la necesidad de crear protocolos de delegación y sistemas lo más automatizados posibles.

Si precisas ayuda con la facturación, hay que pesquisar en los mejores softwares a este respecto.

Si la capacitación del personal es la eterna materia pendiente, hay que comprender que actualizar conocimientos no es tiempo que le quites al trabajo, sino más bien calidad que agregas al mismo.

Y de esta forma podríamos proseguir hasta el fin. Brotan inconvenientes, desafíos, retos, limitaciones… y hay que  oponerles soluciones.

Inconvenientes de las pequeñas y medianas empresas

Una pequeña o bien mediana empresa acostumbra a enfrentarse, normalmente y en la actualidad, a una serie de inconvenientes.

Complejidad de administración

El personal, incluyendo el dueño, no acostumbra a estar muy cualificado.

En ocasiones son empresas familiares que se heredan y, puesto que funcionaban bien anteriormente, se crea que van a continuar haciéndolo siempre y en toda circunstancia.

En otras ocasiones los dueños deciden crearlas como una simple estrategia de autoempleo (pues han sido despedidos, están en el paro… y precisan producir ingresos inmediatamente sin detenerse mucho en la capacitación).

Complejidad de financiación

Financiarse, ya por sí, es bastante difícil. Si además de esto no formas una parte de la elite, puesto que ya me dirás…

Escaso margen para maniobrar en la negociación con suministros y distribuidores

Si compras cantidades industriales los costos bajan. Si solo puedes ir pidiendo conforme vendes o bien conforme te solicitan a ti, los costes son los normales y no hay mucho margen en la negociación.

Escasa implantación de principios de productividad

Hay una cierta tendencia a trabajar mucho sin detenerse a meditar en de qué forma se puede trabajar mejor. Y la productividad, exactamente, consiste en lograr más objetivos con menos medios.

Desfases entre el producto ofertado y las necesidades concretas de los usuarios

Las pequeñas y medianas empresas en general ofrecen productos estándar, válidos para todo el planeta. La gente, no obstante, cada vez demanda productos considerablemente más ceñidos a sus intereses, gustos y preferencias. Hay considerablemente más información y, en consecuencia, se puede escoger mejor. La pequeña o bien mediana empresa, desgraciadamente, no siempre y en todo momento puede invertir en eso.

En suma, la pyme, en frente de la destacada empresa, trabaja mucho, no siempre y en todo momento de la manera más productiva, y ofrece exactamente los mismos productos/servicios que siempre y en toda circunstancia ha venido ofreciendo ante clientes del servicio poco a poco más exigentes y con más posibilidades (planeta digital) de bucear entre la competencia.

Y estos, que formarían inconvenientes en sí, lo son independientemente de lo que forman los desafíos del planeta actual: la economía digital, la economía del conocimiento, la globalización…

¿Es esto un drama? Bueno… como afirmaba, para todo hay solución.

¿Qué debe hacer una pequeña o bien mediana empresa para triunfar?

Ya sé que ciertos aspiran sencillamente a subsistir, mas hay que ser optimistas y poner el listón alto.

Una microempresa está de manera plena capacitada para lograr grandes logros y importantes beneficios. Si las personas individuales en ocasiones los logramos, con mayor motivo un conjunto de personas individuales, que es lo que en suma configura una compañía, sea pequeña, grande o bien mediana.

Para esto, claro, hay que hacer una serie de cosas.

# 1 Lograr un buen conocimiento del mercado

Esto implica:

  • Por una parte, conocer lo que el mercado demanda (lo que los clientes del servicio desean), que es algo variable y oscilante con mucha sencillez.
  • Por otro, conocer la competencia. Con 2 finalidades: ver lo que les marcha (para contestarlo, de ser posible) y ver exactamente en qué fallan (para remediarlo con nuestra oferta).

# dos Trabajar la organización interna

Por 2 géneros de razones: eludir duplicidades en los trabajos y eludir labores que queden sin efectuar.

Esta es una de las lacras de las microempresas. Siempre y en todo momento hay personas que hacen labores que corresponderían a otras, aun que se están ejecutando, y por contra muchas otras funciones quedan sin efectuar.

# tres Ahorrar capital cuando los resultados son positivos

Para mí recurrir a la financiación y al endeudamiento, por norma general, es algo negativo, o bien cuando menos eludible.

Mas la verdad es que muchas pequeñas y medianas empresas lo precisan para subsistir al cada día. Muchas viven en una línea de crédito permanente. Si se les cierra, literalmente, deben desamparar el negocio en cuestión de días.

Mas para una pyme, desgraciadamente como siempre y en todo momento, la cosa se dificulta. Una simple demora o bien cualquier inconveniente puntual y transitorio puede hacer que sin más ni más se le cierre el crédito. Aparte de que, en el momento de pedirlo, pueda tener limitado el acceso al mismo.

Puesto que bien, para eludir estos inconvenientes solo hay una solución: separar capital conforme lo vayas produciendo para poder cubrir las necesidades futuras. Mientras, puedes ponerlo a trabajar a través de alguna estrategia que te dé una rentabilidad extra aparte de liquidez.

# cuatro Administrar apropiadamente el stock

Que puedas hacer en frente de todos y cada uno de los pedidos, mas eludiendo al tiempo almacenajes costosos.

Dicho de otra manera: no quedarte sin mercadería, mas tampoco amontonarla ocupando almacén y sin saber si le darás salida.

Ya sé que es bastante difícil. En ocasiones aun puede ser la cuadratura del círculo. Si encima son productos caducos ya ni te cuento. Y lo sé pues he tenido negocio agrícola.

# cinco Innovación tecnológica

Eso implica agregar lo que las modernas tecnologías nos traen.

Simuladores virtuales, inteligencia artificial, robótica… son cosas que poco a poco hay que ir integrando, pues si no, tarde o bien temprano, vas a estar fallecido.

# seis Suficiente flexibilidad

El cambio no es un problema; solo es una simple realidad.

No puedes evitarlo. Lo único que no cambia es el cambio (budismo).

Si el cambio está presente, en consecuencia, solo hay una vía para gestionarlo: la flexibilidad.

Esto asimismo es bastante difícil de administrar, pues por una parte debes invertir, mas a sabiendas de que quizás no te sirva la inversión, o bien no te sirva por siempre, y en consecuencia pierdas una parte de la mima.

Es una desgracia, mas ser pyme es lo que tiene.

Hay muchas más cosas que se pueden hacer, mas no deseo hacer de esto una tesis y que no vuelvas más por acá ?.

¿Qué te ha semejado todo? Dime algo…

The following two tabs change content below.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *