Para la actividad física necesitas buen equipamiento y conocimiento

La práctica de actividad física es sinónimo de salud y bienestar integral. Cualquier tipo de entrenamiento que hagamos será mejor que el sedentarismo y, si te apasiona alguna disciplina en particular, esa es la excusa perfecta para mantenerte en forma y disfrutar de una buena calidad de vida. 

Son muchas las opciones que tenemos cuando se trata de mantenernos activos: disciplinas deportivas, ir al gimnasio, caminar, correr, trotar, son tan solo algunas de éstas. Si bien la iniciativa y la motivación para ser constantes y lograr nuestras metas es lo más importante, también lo es contar con el equipamiento adecuado y conocimientos básicos para llevar a cabo tus rutinas o sesiones de forma efectiva, pero sobre todo, para evitar lesiones. 

Senderismo de montaña, una actividad para aventureros

El gusto por lo natural y disfrutar del aire puro no se puede criticar, termina siendo una de las mejores alternativas cuando queremos ejercitarnos, y a la vez, divertirnos y compartir. Si te apasiona la montaña y admirar majestuosos paisajes, llevar la indumentaria y el calzado adecuado es vital, por eso, la mejor recomendación en este caso es que adquieras unas botas de trekking. Además de ser muy modernas y atractivas, te protegerán de cualquier imprevisto en el terreno. 

Lograr una pisada firme, cómoda y segura, es esencial cuando haces senderismo o quieres explorar territorios desconocidos. Cuidarnos de rocas, así como de la lluvia y la arena, son algunas de las ventajas que proporciona este tipo de calzado. Tus rutas más intrépidas por crestas de montañas o el recorrido de largas distancias serán más confortables, y a la vez efectivas, con estas botas. 

Las de corte alto también te protegen de la posible picadura de algún animal; y sus bonitos colores, texturas y diseños, te harán querer adquirir más de un par, por lo que si deseas unas botas de trekking, pincha aquí y encontrarás hermosos modelos. La marca Merrell, Columbia, Chiruca, Salewa, Salomon o Hi – Tec son algunas de las mejores alternativas. 

Pádel: un deporte divertido pero exigente

La práctica del pádel se ha extendido con mucha fuerza en toda España. Está catalogado como un deporte de moda, sobrepasando en preferencias a otros muy en tendencia, como el running por ejemplo. 

Hay muchas pistas de pádel instaladas para disfrutar de esta disciplina,y así como en otras, es indispensable contar con el equipamiento adecuado. Obviamente la raqueta, las pelotas y la pista son fundamentales para llevarla a cabo, pero ¿qué se dice del atuendo indicado para rendir en el juego?

Quienes practican deporte con regularidad, cuentan con un equipamiento adecuado, compuesto por zapatillas, camisetas, pantalones y más. En el caso de esta disciplina son fundamentales las mallas de pádel, ideales para que tengas libertad absoluta de movilidad en la pista y para que no te preocupes por rozaduras molestas que puedan entorpecer tu rendimiento en medio de un partido. 

Colores, modelos y diseños hay para escoger de sobras, y además, se ha popularizado tanto este deporte, que existen tiendas que elaboran esta pieza 100% a mano y en nuestro país. Porque estas mallas profesionales no solo te harán la práctica más cómoda, sino que tu rendimiento como jugadora, será superior. 

Aprende a diferenciar entre la capacidad aeróbica y la anaeróbica

A la hora de ejecutar un plan de entrenamiento físico o cualquier actividad deportiva es necesario contar con conocimientos básicos que te ayudarán a enfocar mejor tus objetivos. Aprender sobre las diferencias entre capacidad aeróbica y anaeróbica es un ejemplo, porque muchas personas suelen confundir los conceptos. 

En este sentido, es pertinente aclarar que la capacidad o resistencia aeróbica se produce cuando se hacen ejercicios que son de moderada intensidad, pero por un tiempo prolongado. Mientras que la resistencia anaeróbica supone la ejecución de ejercicios de mayor intensidad, pero por menos tiempo. 

También es importante saber que, aunque ambos tipos de capacidades son efectivas y deben incluirse en un plan de entrenamiento integral. La resistencia aeróbica involucra más el funcionamiento de la actividad cardíaca y estimula el metabolismo para perder peso; y la resistencia anaeróbica tiene que ver con el fortalecimiento de músculos y huesos. 

Ejemplos clásicos de ambas son: 

  • Correr y trotar (resistencia aeróbica).
  • Levantamiento de pesas (resistencia anaeróbica).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *