¿De qué manera marcha el ojo humano? Explicado para pequeños de PRIMARIA

Es imposible determinar, cuál órgano es más esencial o bien preciso que otro. No obstante, el sentido de la vista que depende del órgano ocular o bien del ojo, es uno de los más apreciados. En el artículo charlamos, sobre de qué manera marcha el ojo humano, sus peculiaridades, partes y funciones, como de ciertas enfermedades de las que puede padecer, consejos y recomendaciones para su cuidado.

Así, nos preparamos para poder ver todo lo relativo con el ojo y la vista, que es uno de Los cinco sentidos del cuerpo humano más complejo y preciso.


¿Qué es el ojo humano?

El ojo humano es un órgano fotorreceptor, esto es, consistente en percibir los rayos lumínicos provenientes de los objetos presentes en el planeta exterior y los convierte en impulsos eléctricos, que son conducidos al centro inquieto de la visión en la parte trasera del cerebro.

unas partes del ojo humano

A fin de que el globo ocular pueda moverse cara la derecha, izquierda, arriba y abajo, se precisa de 6 músculos oculares que son muy precisos.

Se calcula que los ojos pueden enfocar, cuando menos 100 mil puntos diferentes del campo visual.

¿De qué forma se mueven los ojos?

Del movimiento de los ojos, depende en una buena parte el alcance del campo visual. De ahí que, vamos a ver de qué forma se mueven los ojos.

Los músculos de los dos ojos marchan de forma simultánea.

Esto es esencial, por el hecho de que esto vuelve posible la esencial función que los 2 ojos confluyan su enfoque en un mismo punto, a fin de que las imágenes de los dos coincidan.

Cuando esta convergencia no es posible o bien es deficiente, se genera la doble visión.

Por medio del movimiento ocular y de la fusión de las imágenes, se procesa la estimación visual del tamaño y la distancia.

Haciendo una analogía con las cámaras fotográficas, las 2 retinas son excitadas por los estímulos provenientes del medioambiente. Las imágenes ópticas que se forman en ellas, son invertidas y a través de un proceso que efectúa el cerebro, esta reestablece el sentido del objeto percibido.

funcionamiento del ojo

Para lograr la retina, un haz de luz atraviesa los medios refringentes del ojo humano, que son cuatro:

  • La Córnea.
  • El Humor aguado.
  • La lente o bien cristalino.
  • El humor vítreo.

Si ocurre cualquier clase de opacidad o bien alguna perturbación anatómica en estos medios refringentes, inevitablemente tendemos a una visión turbia.

El ojo es sin duda, uno de los sentidos del cuerpo humano que más precisamos para percibir nuestro ambiente.


Partes y funcionamiento del ojo humano

Ahora comenzaremos a estudiar, las partes y funcionamiento del ojo humano.

Como ya hemos visto, el ojo recibe estímulos lumínicos que proceden del ambiente. La luz atraviesa los medios trasparentes de este órgano y la lente del ojo forma una imagen invertida sobre la retina.

La retina

En la retina hay células especializadas que convierten la imagen en impulsos inquietos.

Estos impulsos inquietos, llegan hasta la zona siguiente del cerebro a través del nervio óptico, en donde se reciben y se procesan.

La retina tiene una superficie curva que es fundamental, puesto que esta deja compensar el cambio de la trayectoria que padece un haz lumínico, cuando pasar por medios con niveles de difracción diferentes.

Cuando el haz de luz está en el ojo, los índices de refracción del cristalino, humor aguado y humor vítreo, son tan similares, que el haz de luz no padece cambios esenciales y solo ocurre la inversión que mentamos previamente.

El cerebro interpreta estas señales, a través de un complejo mecanismo en donde intervienen millones de neuronas.

Pupila y también iris

El iris es la parte coloreada del ojo que se halla entre la córnea y el cristalino. Este diafragma circular, es el responsable de regular la cantidad de luz que ingresa en este órgano.

pupila y también iris

La abertura redonda y central del iris se llama pupila.

Adentro del iris hay músculos pequeñísimos, que hacen que la pupila se haga más pequeña o bien más grande, para supervisar la cantidad de luz que entra al ojo.

La pupila es un agujero central, que tiene unos tres mm de diámetro más o menos.

Si la luz es intensa, la pupila se contrae y si la luz es escasa la pupila se dilata. El proceso de contracción de las pupilas es llamado miosis y el de dilatación como midriasis.

El iris se contrae de forma involuntaria y está bajo control de forma automática por el sistema inquieto parasimpático.

En el caso de la dilatación del iris, asimismo es involuntaria, mas en un caso así depende del sistema inquieto simpático.

La córnea y el cristalino

La córnea

En la parte delante de nuestros ojos se halla la córnea, que es un tejido ocular absolutamente transparente.

Entre las diferentes funciones de la córnea, está la de resguardar al iris, al cristalino y a otras estructuras oculares. Además de esto, tiene la función de enfocar así como el cristalino, las imágenes en nuestra retina.

La córnea puede ser considerada, como el primero de los lentes que conforman el sistema óptico de nuestros ojos y debido a esto, tiene una suma importancia en nuestra visión.

La carencia de trasparencia o bien cualquier deformidad en la córnea, causa una mala imagen en la retina.

Los avances de la oftalmología han hecho que este tejido sea cada vez mejor conocido y en consecuencia, la eficiencia de las intervenciones quirúrgicas día a día es mayor.

El cristalino

El cristalino del ojo es una estructura transparente que actúa como lente biconvexo, esto es, que tiene 2 superficies convexas opuestas.

El cristalino se halla entre el iris y el humor vítreo y está suspendido en situación por las zónulas de Zinn, que son fibras que lo sostienen adherido al cuerpo ciliar.

cornea y cristalino

La primordial función del cristalino del ojo, es dejar que los objetos ubicados a diferentes distancias se enfoquen adecuadamente, lo que se llama acomodación.

La acomodación es el proceso a través de el que, la luz que procede tanto de un objeto próximo, como de uno distante, se enfocan sobre la retina.

Los rayos de luz que penetran en el ojo deben enfocarse precisamente sobre la retina a fin de que la imagen lograda sea limpia.

El mecanismo de la acomodación, es la contracción del músculo ciliar que está unido al cristalino a través de el tendón suspensorio.

Cuando el músculo ciliar se contrae, el cristalino se hace más esférico y aumenta su poder de refracción. esto deja que la luz proveniente de objetos próximos se enfoque adecuadamente.

En el instante que el músculo ciliar se relaja, el cristalino se hace menos esférico y reduce su poder de refracción, lo que nos deja ver los objetos lejanos con nitidez.

La retina

En la retina están las células visuales, que son las responsables de captar la luz perceptible que es solo una pequeña una parte del espectro.

Los humanos solo captamos un espectro, que está comprendido entre los cuatrocientos nanómetros de la luz violeta y los setecientos cincuenta nanómetros de la luz roja.

La luz que incide en la retina desencadena un sinnúmero de fenómenos químicos y eléctricos, que se traducen en impulsos inquietos, que son mandados cara el cerebro por el nervio óptico.

La retina se puede observaren el fondo de ojo y el centro de la mejor visión llamado Mancha.

la retina

Los conos y los bastones

En el ojo hay una capa de fotorreceptores, que es capaz de transformar la luz capturada en señales cerebrales.

Existen 2 géneros de fotorreceptores: Los bastones y los conos.

Los Bastones

Los bastones son los que se hacen cargo de la visión periférica y se hallan fuera de la parte central de la retina.

Hay prácticamente ciento veinte millones de bastones en todos y cada ojo y asimismo son responsables de la visión nocturna, por el hecho de que son altamente sensibles a la luz de baja intensidad.

Mas cuando la luz es intensísima, se vuelven absolutamente ciegos y por ende, no tienen participación respecto a la visión diurna o bien a la agudeza visual.

Los bastones dan una visión acromática, eso desea decir, que no son capaces de distinguir los colores.

Los bastones se activan en la obscuridad y solo distinguen el blanco, el negro y las distintas tonalidades de grises.

Los conos

Los conos marchan con la luz del día y en entornos alumbrados y hacen posible ver en colores.

En el ojo humano tiene 3 géneros de conos, que son sensibles a luz de color azul, colorado y verde.

Cada uno de ellos de este género de cono, absorbe la radiación de una determinada porción del espectro, a través de unos pigmentos llamados opsinas.

Las opsinas son unas moléculas que están formadas por una proteína y un derivado de la vitamina liposolubre A.

A través de las distintas intensidades de las señales producidas por los tres géneros de conos, podemos distinguir todos y cada uno de los colores que forman el fantasma de luz perceptible.

los conos, el ojo humano

Los conos están concentrados en la mancha, que está en el centro de la retina y los bastones están en la periferia de exactamente la misma.

Cada cono está conectado individualmente con el centro visual del cerebro. Los ojos son una parte del complejo el cuerpo humano y tienen en torno a siete millones de conos y ciento veinticinco millones de bastones.

Merced al complejo sistema de los ojos, podemos observar el planeta.

Asimismo te puede interesar: La estructura del oído, el sentido de la audición.

¿De qué forma marcha el ojo humano? Explicado para pequeños de #primaria Click para twittear


(Si en alguno de estos recursos existiese alguna imagen o bien contenido cuyo autor desee que sea excluido, no debe más que ponerse en contacto conmigo a través del correo electrónico)

© dos mil veintiuno ▷ Educapeques ➡➤ [ ¿Cómo funciona el ojo humano? Explicado para niños de primaria ] Recursos para el aula: Conocimiento del medio Ángel Sánchez Fuentes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *