Barna, verano, playa, inventiva. Un par de meses con un team de profes frescos y la experiencia de aprender a meditar diferente






Al Brother Summer School lo definimos como un curso de verano creativo rompedor. Es el programa que ofrece la posibilidad de aprender a meditar de otra forma, conociendo gente de todo el planeta que va a estar retroalimentándose continuamente en un espacio único como lo es Brother Barna.

En todas y cada una de las Escuelas Brother compartimos un común denominador que es la cultura del hacer. Y no es sencillamente un alineamiento de red, Brother es un colectivo multidisciplinario que después de diecisiete años de vida y miles y miles de egresados por todo el planeta, se ha transformado en un movimiento de una manera de meditar y actuar, por el hecho de que la inventiva no es solo capacidad, la inventiva para nosotros es actividad.

De ahí que, sentirse una parte de esta experiencia colectiva, donde bastantes personas interaccionan entre sí en un contexto ideal, favorece que sucedan cosas esenciales. Ser creativo es una actitud en frente de la vida, crear es vivir, es dejar un legado. No importa de donde vengan nuestros pupilos, o bien a que Universidad fueron, importan sus ideas, y sobre todo, que las hagan. Ser creativo no es serlo ocho horas al día, creativo se es veinticuatro horas al día. Esto implica superarse a uno mismo día a día. Explorar, confundirse, probar sin temor y construirse continuamente, el enorme diferencial de todos y cada uno de los creativos egresados de Brother de todo el planeta.

El Summer School es un programa intensivo del que te vas a llevar herramientas, referencias, estímulos y una buena base para desarrollar y generar tus ideas en distintas plataformas. Es ideal para todos los que deseen probar realmente el planeta de la inventiva o bien mejorar sus técnicas y trabajos por medio de clases y talleres inspiracionales al cargo de señalados profesionales de la industria creativa del país.

Cosas fantásticas pasan summer school

cuatro clases semanales: Conceptualización/ Redacción Creativa – Taller Creativo – Dirección de Arte – Inventiva Digital/Innovación y Nuevas Tecnologías. Todo esto sumado a múltiples actividades extras programadas para alentar y activar el conjunto en diferentes instantes.

Lo que sucede en Brother y no pasa en otros sitios, es que a lo largo del curso el pupilo experimenta una confrontación consigo.

Donde más que una lucha, es una reconciliación con sus destrezas y un descubrimiento de lo que verdaderamente es capaz de hacer.

El programa empieza el siete de junio y concluimos el seis de agosto de dos mil veintiuno en nuestra sede de Palo Alto.

Descubre las datas para refrescarte en en Summer School dos mil diecinueve en [email protected]







Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *